Según informa Europa Press, la NASA está desarrollando un concepto de aeronave alimentada por baterías que cuenta con 10 motores, puede despegar como un helicóptero y volar de manera eficiente como un avión. El prototipo, llamado ‘Greased Lightning’ (relámpago engrasado) o GL-10, se encuentra actualmente en la fase de diseño y pruebas. La idea inicial era desarrollar un avión de 6,1 metros impulsada por un motor híbrido diésel/motores eléctricos, pero el equipo comenzó con versiones más pequeñas para las pruebas.

Recientemente,  los ingenieros pusieron a prueba las alas del GL-10 en una base militar cercana a Langley. El avión probado fue dirigido por control remoto y tiene una envergadura de 3,05 metros, ocho motores eléctricos en las alas, dos motores eléctricos en la cola y pesa un máximo de 28.1 kilogramos en el despegue. El éxito ha consistido en la transición del vuelo vertical al horizontal.

Este proyecto está ayudando a la Dirección de Misiones de Investigación Aeronáutica de la NASA para comprender mejor el potencial de la propulsión eléctrica en todos los tipos, tamaños y misiones para la aviación.

Fuente: ecomotion.es